troll amigo

El peor enemigo de un Community Manager es un amigo troll

Siempre tenemos esos amigazos que nos gastan bromas. Bromas pesadas de manera personal y por las redes sociales ni que decir, casi rozan con el cyberbullying. Todo lo podemos tolerar porque manejamos ciertos códigos que hacen llevadera una amistad. Pero, ¿qué sucede si estas confianzas atraviesan a tu campo laboral?

Primero que tenemos que analizar es que si de verdad es tu amigo. Interferir con tu campo laboral puede meternos en aprietos. La confianza se puede malinterpretar drásticamente. Si tu amigo era troll en la vida real, puede ser un super troll atacando directamente las redes sociales que manejas porque el sabe que tú las leeras sus mensajes. Él adorará tu rostro de cólera cuando revises un comentario suyo totalmente desatinado y con el afán de malograr tu día.

Algunas soluciones

Tratar a tu amigo troll como un usuario más puede hacer que su talento para fastidiar se disminuya, pero por lo general lo aviva más. ¿Qué podemos hacer?

  1. Trátalo de manera indiferente
  2. Conversa con el seriamente
  3. Tómalo en broma (error)
  4. No le invites a tu cumpleaños

Todas estas “soluciones” pueden ser manejadas dependiendo de tu cercanía con ese amigo. Puede entender a la primera, pero luego ese amigo podrá convertirse en un enemigo de tus publicaciones diarias. Un troll que se puede alimentar de tu fastidio o de tu indiferencia, o de ambas cosas.

Si un amigo troll es el asesino de tus contenidos, considera tu amistad con él y reconoce que quizá no es amistad de verdad porque una cosa es preguntar o reclamar con justicia y la otra diferente es molestar por la simple razón de hacerlo.

¿Qué les parece? ¿Qué solución darías?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *